Inicio » 2021 » Agosto » 6 » Noches de Pan y Luz. 5 de agosto. Guion de la celebración.
23:00
Noches de Pan y Luz. 5 de agosto. Guion de la celebración.

 

Noches de Pan y Luz. Guion de la oración del 5 de agosto de 2021. La luz, el Pan, la Flor.

 

¿Dónde está, oh muerte, tu victoria? ¿Dónde está, oh muerte, tu aguijón? (Corintios 15, 55-57)

 

Poema de Martín Descalzo.

Y entonces vio la luz. La luz que entraba
por todas las ventanas de su vida.
Vio que el dolor precipitó la huida
y entendió que la muerte ya no estaba.

Morir sólo es morir. Morir se acaba.
Morir es una hoguera fugitiva.
Es cruzar una puerta a la deriva
y encontrar lo que tanto se buscaba.

Acabar de llorar y hacer preguntas;
ver al Amor sin enigmas ni espejos;
descansar de vivir en la ternura;
tener la paz, la luz, la casa juntas
y hallar, dejando los dolores lejos,
la Noche-luz tras tanta noche oscura.

 

Atención: por favor, no reproduzca el vídeo si se encuentra en la iglesia. El sonido puede molestar a otras personas. Gracias.

 

Recitación y meditación (todos juntos).

Amargo es el recuerdo
de la muerte
en que el hombre mortal
se aflige y gime
en la vida presente, cuya suerte
es morir cada día que se vive.

Es verdad
que la luz del pleno día
oculta el resplandor
de las estrellas,
y la noche en silencio
es armonía
de la paz y descanso
en las tareas.

Pero el hombre, Señor,
la vida quiere;
toda muerte es en él
noche y tiniebla,
toda vida es amor que le sugiere
la esperanza feliz de vida eterna.

No se oiga ya más
el triste llanto;
cuando llega la muerte,
poco muere;
la vida, hija de Dios,
abre su encanto:
«La niña no está muerta,
sólo duerme.»

Señor, da el descanso merecido
a tus siervos
dormidos en la muerte;
si el ser hijos de Dios
fue don vivido,
sea luz que ilumine eternamente. Amén.
 

 

Primer testimonio. El testimonio de un sacerdote que ha tenido que atender el tanatorio en los tiempos de pandemia.

 

El Pan. Exposición del Santísimo.

 

El Pan de la Palabra. Lectura de la Palabra de Dios

 

Lectura del Evangelio según san Juan (6, 51-58)

 

En aquel tiempo, dijo Jesús a la gente:
—«Yo soy el pan vivo que ha bajado del cielo; el que coma de este pan vivirá para siempre. Y el pan que yo daré es mi carne para la vida del mundo».
Disputaban los judíos entre sí:
—«¿Cómo puede éste darnos a comer su carne?».
Entonces Jesús les dijo:
—«Os aseguro que, si no coméis la carne del Hijo del hombre y no bebéis su sangre, no tenéis vida en vosotros. El que come mi carne y bebe mi sangre tiene vida eterna, y yo lo resucitaré en el último día. Mi carne es verdadera comida, y mi sangre es verdadera bebida. El que come mi carne y bebe mi sangre habita en mí y yo en él. El Padre que vive me ha enviado, y yo vivo por el Padre; del mismo modo, el que me come vivirá por mí. Éste es el pan que ha bajado del cielo: no como el de vuestros padres, que lo comieron y murieron; el que come este pan vivirá para siempre».

 

Silencio de Adoración

 

Segundo testimonio. La muerte vivida de cerca.

 

La Flor. Ofrenda floral a nuestros difuntos.

 

 

Atención: por favor, no reproduzca el vídeo si se encuentra en la iglesia. El sonido puede molestar a otras personas. Gracias.

♫ El amor nunca termina (Álvaro Rod)

El dolor más grande
Se da cuando quien más queremos se nos va.
El dolor más grande
Nos llega como un golpe al corazón sin avisar.

Hoy que ya no estás, hoy que tengo este dolor
y siento un gran vacío y no puedo llenar.
Hoy que ya no estás, sólo quedan los momentos,
queda lo vivido para recordar.

Nunca muere quien se va, sólo muere quien se olvida.
Ahora estás en todos lados, eres parte de mi vida.
Desde donde estás ya curas mis heridas.
Nunca muere quien se va, sólo muere quien se olvida.
Hoy te siento en todas partes
En un ave, hasta en una llama encendida.
Eres mi ángel, tú me guías.

Nunca muere quien se va, el amor nunca termina
El dolor más grande nos puede mantener unidos recordando a alguien
El dolor más grande sólo el tiempo se lo lleva aunque por instantes

 

Atención: por favor, no reproduzca el vídeo si se encuentra en la iglesia. El sonido puede molestar a otras personas. Gracias.

♫ La muerte no es el final del camino

Tú nos dijiste que la muerte
No es el final del camino
Que aunque morimos no somos
Carne de un ciego destino

Tú nos hiciste, tuyos somos
Nuestro destino es vivir
Siendo felices contigo
Sin padecer ni morir

Cuando la pena nos alcanza
Por un hermano perdido
Cuando el adiós dolorido
Busca en la fe su esperanza
En Tu palabra confiamos
Con la certeza que Tú
Ya le has devuelto a la vida
Ya le has llevado a la luz

Cuando, Señor, resucitaste
Todos vencimos contigo
Nos regalaste la vida
Como en Betania al amigo

Si caminamos a tu lado
No va a faltarnos tu amor
Porque muriendo vivimos
Vida más clara y mejor.

 

Gracias por haber utilizado este guion en formato digital. Cada papel que ahorramos cuenta en nuestra misión común de cuidar el planeta. No dudes en dejarnos un comentario, si crees que podemos cambiar algo para mejorar tu experiencia.

 

Categor�a: Noches de Pan y Luz | Vistas: 60 | Agregado por: AdminUPCH | Valoraci�n: 0.0/0
Total de comentarios: 0
avatar